Saltar al contenido

Paso de Palio


El trono esta realizado íntegramente en madera tallada y dorada íntegramente en pan de oro, y consta de dos pisos.

El piso bajo es el que sustenta los varales del palio, así como diversos ornamentos de orfebrería tales como jarritas para su adorno floral. En la parte delantera se colocan dos grandes faroles de seis brazos cada uno rematados por tulipas cofradieras que alumbran a nuestra madre en su estación de penitencia.
 
Como singularidad decir que no se coloca en el trono candelería sino estos dos faroles descritos anteriormente lo que deja mayor visibilidad de nuestra madre. Este piso lo componen cuatro ángeles custodios tallados sobre la madera del trono, portan unas cintas que llevan escrito el nombre de la Cofradía, el de nuestra titular y hacen alusión al jubileo del año 2000.
 
El segundo piso, que es el que sustenta a nuestra titular en sus procesiones, esta rematado con cuatro cabezas de ángeles en sus cuatro esquinas.

El palio esta sustentado por diez varales dorados, esta peculiaridad se da en muy pocos pasos de palio, el techo de palio es de terciopelo blanco y lleva bordado el espirito santo y las bambalinas del palio están bordadas sobre malla de oro.

La bambalina frontal lleva bordado el escudo de la Cofradía y la trasera el escudo de la ciudad.